Saltear al contenido principal
Barcelona: 93 531 35 63 Madrid: 91 047 03 25 Fuerteventura: 828 690 026 info@clinicasleon.com

SOBRE EL CUIDADO DE LA PIEL EN EL INVIERNO.

Los meses de invierno significan mucho más que cielos grises, mañanas frías y los deseos de un futuro cálido… Durante esta temporada la piel sufre los efectos de los cambios de temperatura constantes a los que nos vemos sometidos. La mayoría de las personas alternamos entre un ambiente “controlado” que siempre está bien calefaccionado en invierno, con períodos “incontrolados”, más cortos, que suceden en el exterior, cuando salimos. El estar constantemente cambiando de temperatura provoca la sequedad en la piel que a la larga producirá cambios en su estructura.
Algunos consejos al respecto son:
-La humectación diaria y regular es indispensable para mantener la humedad natural de la piel. Un buen jabón humectante agrega agua necesaria a la piel, pero lo más importante es que la mantiene. Es mejor usar limpiadores con pH balanceado/neutro, para piel seca, o que contengan algún humectante o emoliente en su composición.
-Intentar bajar la temperatura de las calefacciones cuando se pueda.
-Bajar la temperatura del agua al tomar un baño o ducha, hasta lograr una temperatura agradable y poco nociva para nuestra piel
-Tomar mucha agua. El cuerpo necesita agua, pero si no tiene la necesaria, la tomará de la piel.
-Protección solar constante para evitar los daños a la exposición solar.
Para las zonas donde permanentemente presentan temperaturas cálidas, como son las Islas Canarias,  el abundante consumo de agua junto a la buena protección solar diaria  son los consejos a seguir más importantes.

 

Pin It on Pinterest

Volver arriba
Abrir chat
¿Cómo puedo ayudarte?